Memorial del pueblo
Villazo: Cronología de la resistencia
Miércoles 23 de marzo de 2016, por Corresponsalía Rosario *
Enviar la referencia de este documento por email Versión para imprimir de este documento

Las importantes luchas de los trabajadores metalúrgicos de Villa Constitución en los años 1974 y 1975, se desarrollaron cuando en el mundo, en América Latina y en Argentina, se producían grandes acciones de masas.

Compartir este articulo:

Se luchaba contra la influencia y las agresiones armadas del imperialismo, principalmente de los EEUU, por las libertades democráticas y por los derechos de los trabajadores y los sectores populares.

En la Argentina, la clase trabajadora había sido protagonista para derrotar a la dictadura militar que gobernó nuestro país entre 1966 y 1973. El Cordobazo y los Rosariazos de 1969 fueron algunos de los momentos más intensos en esta pelea, en la que los trabajadores contaron con el apoyo de los estudiantes, los sectores medios empobrecidos y de los campesinos en alguna regiones del país. Se luchó por el salario y las condiciones de trabajo, contra los despidos, y por las libertades democráticas.

Fue una etapa en la que surgieron millares de militantes sindicales con valores democráticos, antiimperialistas y con vocación de construir transformaciones profundas en la sociedad que beneficiaran a los trabajadores y al pueblo. Se hicieron fuertes en cuerpos de delegados y comisiones internas. Si bien muchos no llegaron a arrancarles la conducción de sindicatos o seccionales a las conducciones tradicionales, eso sí sucedió en Villa Constitución.

El Villazo: los hechos en el tiempo

En la década de 1950 se radican en Villa Constitución una serie de fábricas que van a convertir a la ciudad y a la región en un lugar de concentración de obreros de la industria metalúrgica. Las más importantes son Acindar (1951), Marathon y la autopartista Acinfer (más adelante se llamará Metcon).

> Diciembre de 1969: una huelga de los trabajadores de Acindar, impulsada por su Comisión Interna, es derrotada. La Comisión Directiva de la seccional no apoya a los trabajadores. Más adelante, la seccional es intervenida por la conducción nacional de la Unión Obrero Metalúrgica (UOM) ante la proximidad de elecciones para renovar la Comisión Directiva. Todo esto acrecienta la desconfianza de los trabajadores hacia la conducción nacional del sindicato. Uno de los motivos de queja es que la seccional hace grandes aportes en cuota sindical y para la obra social, pero el sindicato ofrece muy pocos servicios de salud para los trabajadores de la zona. Se reclama, por ejemplo, la construcción de un policlínico.

> 1970-1973 se produce un reagrupamiento de los militantes sindicales combativos y que se oponen a la intervención. Finalmente, se formará el MRS (Movimiento de Recuperación Sindical). En enero de 1973 el MRS triunfa en las elecciones de Comisión Interna de Acindar. Alberto Piccinini es el delegado más votado. Para noviembre la UOM convoca a elecciones generales en el sindicato, incluyendo la seccional Villa Constitución. Los trabajadores han producido actos y movilizaciones para conseguir este resultado.

> Febrero y marzo de 1974: los trabajadores se movilizan porque exigen la renovación de las Comisiones Internas. Lo hacen también porque la intervención pretende dejar sin efecto las elecciones en la seccional. Esto da origen a una toma de la fábrica Acindar, que se prolongó durante varios días, con amplia solidaridad del resto de los trabajadores y capas populares de la ciudad. Finalmente, el 16 de marzo se logra el compromiso de la conducción nacional de convocar a elecciones en la seccional, con intervención del Ministerio de Trabajo. El logro se celebra con una masiva concentración en la plaza céntrica de la ciudad.

Plenario antiburocrático

> 20 de abril de 1974: comenzó en el club Riberas del Paraná un plenario antiburocrático nacional, que contó con la presencia de las agrupaciones y dirigentes sindicales más combativos del país. Fueron oradores en el mismo Agustín Tosco (Luz y Fuerza Córdoba, CGT de los Argentinos), René Salamanca (SMATA Córdoba) y el propio Alberto Piccinini.

> Julio de 1974: el 1º de julio muere Perón, y su cargo lo ocupa su viuda y vicepresidente María Estela Martínez (“Isabelita”). La acción de los grupos represivos (Triple A) va a continuar, y la política económica se orientará cada vez más a la derecha.

> Noviembre de 1974: la Lista Marrón, en la que se reúne la militancia que viene protagonizando las luchas, vence por amplio margen a la lista que representa a la conducción nacional del sindicato. La flamante dirigencia solo podrá estar al frente de la seccional por unos pocos meses, en el curso de los cuales impulsará diversos reclamos, por salarios y otros motivos.

> Marzo de 1975: el día 20 de marzo, una larga columna de vehículos llega a Villa Constitución. Con ellos viene personal armado de la Policía Federal y de la derecha peronista, con los que colaboró la policía provincial. Su llegada es para poner fin a la experiencia de democracia sindical y militarizar la ciudad si es necesario para conseguir ese objetivo. Casi toda la Comisión Directiva del sindicato es encarcelada, junto con otros militantes de la Marrón. El 21 de marzo los trabajadores responden con una huelga con ocupación de los lugares de trabajo. El 26 son desalojados por la fuerza.

A todo esto, se ha formado un Comité de Huelga compuesto por delegados de cada fábrica. Por asamblea, se decide continuar la huelga, ahora desde fuera de la fábrica. Los barrios se organizan con asambleas para respaldar la lucha.

> Abril de 1975: la lucha continúa. El 22 de abril se realiza un paro regional y una concentración masiva. La policía reprime, provoca un muerto y muchos heridos y detenidos. Al día siguiente se realiza otro paro regional repudiando la represión. Adhieren los pequeños comerciantes. El día 30 hay paros parciales en San Lorenzo en solidaridad con los obreros de Villa, y actos de solidaridad en Rosario y Buenos Aires.

> Mayo de 1975: el 1º de mayo se realizan actos en los barrios. La policía detiene a miembros del Comité de lucha y otros trabajadores. Aparece el cadáver del obrero Mancini (Metcon) secuestrado unos días antes. Fue uno de los muchos trabajadores asesinados durante la lucha. La represión se intensifica, y en los barrios se forman grupos de autodefensa. Por las noches se hacen apagones para impedir el accionar de las bandas represivas. Alumnos de las escuelas secundarias organizan comisiones de apoyo a la huelga. Centenares de obreros asisten al entierro de Mancini. El 10 de mayo, una asamblea con miles de asistentes decide continuar la lucha. Reclama sin éxito a la conducción nacional de la UOM un paro de 24 horas.

> El 17 de mayo una nueva asamblea decide levantar la huelga. Los signos de desgaste son evidentes, después de un conflicto tan heroico y prolongado. El día 19 se reanuda el trabajo. Inmediatamente, son cesanteados centenares de obreros comprometidos con la lucha. La represión a los trabajadores de Villa y la región arroja como balance muchos muertos, heridos, detenidos y despedidos.

> El 24 de marzo de 1976, se produce un golpe de Estado con el que se inaugura la etapa más negra para los trabajadores y sectores populares de nuestro país. Además de los miles de desaparecidos, detenidos, y cesanteados, la dictadura con su política económica provocará la concentración de la riqueza, la caída del salario real, y el aumento de la desocupación y del endeudamiento externo. Las marcas que dejó la dictadura aún afectan a la sociedad argentina.

Fuente: Agrupación Verde y Negra Metalúrgica es parte de la CTA Autónoma Villa Constitución, sus integrantes forman parte de la actual Comisión Interna de ACINDAR; www.ctarosario.org.ar

* Equipo de Comunicación de la CTA Rosario

Lima 609 - Ciudad de Buenos Aires - República Argentina

(5411) 4383-3349 / 3305 / 3426 (int. 150 / 154) - prensa@ctanacional.org


sitio desarrollado en SPIP