FMI, Macri, Vidal: Presupuestos en debate
Martes 6 de noviembre de 2018, por Néstor Rojas *
Enviar la referencia de este documento por email Versión para imprimir de este documento

La resistencia al presupuesto nacional de Macri y el presupuesto provincial de Vidal esta en las calles de la mano de las organizaciones populares. Retomando aquella gran certeza de quienes lucharon antes y reconquistaron derechos de la vida democrática en nuestra patria: “Solo el pueblo salvara al pueblo”.

Compartir este articulo:

* Militante de la CTA Autónoma

El “Acampe” -del 1 al 5 de octubre- frente al Congreso Nacional contra el Presupuesto del FMI, por trabajo, producción y soberanía, puso en la agenda del debate nacional la confrontación política de este presente. Confluyen sin dudas todas las demandas por las que claman millones de compatriotas a lo largo y ancho de nuestra extensa geografía. Por derechos arrebatados por un Estado en retirada y cuya retaguardia es la militarización, represión, encarcelamientos y judicialización contra las organizaciones populares y sus dirigentes.

El presupuesto es la principal herramienta de políticas públicas para emparejar, inclinar o empinar la cancha socioeconómica. Así como en la realidad y en números está planteado, el presupuesto del 2019 es un ajuste sin fin, a la medida de la especulación financiera y de la mano del mayor endeudamiento externo del que tengamos memoria. Además injustificado porque no está dirigido a inversiones en áreas fundamentales para las necesidades populares inmediatas ni tampoco a la obra pública.

La muy anunciada “Lluvia de inversiones” también fueron especulativas, de renta fácil y de corto plazo, con de tasas altas de rentabilidad, devoraron el esfuerzo de trabajo de las y los argentinos, como estamos padeciendo hoy desde la clase trabajadora y el pueblo todo.

La llegada del FMI es una muy mala noticia para los hombres y mujeres del pueblo argentino y también para cualquier pueblo del mundo. El Fondo fue y es el prestador irrestricto y compulsivo de los gobiernos más anti populares, de las dictaduras más feroces y sangrientas tal como fueron la fusiladora golpista de 1955 en Argentina, Mobutu en Zaire, Suharto en Indonesia, Videla-Martínez De Hoz en Argentina. Siendo corresponsable de genocidios y todo tipo de calamidades para los pueblos.

El ajuste que provoca esta orientación de política económica tiene antecedentes en el pasado que no olvidamos y cuyos epílogos recordamos, en puebladas como el “Cordobazo”, Diciembre del 2001 y otras jornadas de rebeliones populares.

El ajuste ejecutado por el proyecto de “Cambiemos” recorre la Argentina y la resistencia popular para enfrentarlo se organiza y crece en conciencia y organización popular. El acampe frente al Congreso Nacional que mencionamos es la iniciativa de la lucha política de nuestro presente. Que hoy en este gran compromiso de la militancia gremial, social y política del conurbano bonaerense, acampa desde este 5 de noviembre en la Ciudad de La Plata, hasta el próximo jueves 8 junto a un gran número de organizaciones populares en Plaza San Martin, frente al Parlamento provincial y la gobernación de la provincia. Quizás es necesario decir que entendemos y propiciamos la unidad en esta coyuntura como la unidad en la lucha, en defensa del trabajo la producción y la soberanía. No entendemos la unidad como algo abstracto para después. Defender nuestros derechos en tiempo y forma es ahora, con organización popular y rebeldía.

Que la defensa de los puestos de trabajo de Astilleros Río Santiago, que Agroindustria, que el INTI, que Río Turbio, que FANAZUL, Fabricaciones Militares, que estatales o privados, que la perdida de la capacidad del salario, jubilaciones, asignaciones sociales, en caída libre, que la devaluación, que el ajuste. Que el presupuesto del FMI y de Macri, que el presupuesto de la gobernadora Vidal, es toda una sola disputa: Entre quienes bregamos por trabajo con derechos, producción y soberanía política por un lado y por otro la recolonización, “el patio trasero” de entrega de nuestros recursos al poder concentrado de las grandes corporaciones.

Gobierno para muy pocos. En esta lucha no hay grises, se trata de blanco o negro. De ser “Patria o Colonia”. Nos sentimos convocados y comprometidos con estos conceptos de unidad, de acciones comunes ante la desocupación, el hambre, la angustia de millones de compatriotas, para quienes fin de mes es un lugar demasiado lejos para su salario o jubilación, si tiene la fortuna de percibirlo.

Creemos necesario valorar la entrega de las organizaciones populares que día a día ganan las calles. La resistencia popular es sin dudas el freno que ponemos, son obstáculos al proyecto original de “Cambiemos”. Para ejecutar su proyecto político, y en particular la letra del presupuesto nacional del 2019, ellos necesitan trabajadores sin organizaciones y pueblo dócil a sus manejos. No lo están consiguiendo, podrán comprar levanta-manos en el Parlamento en las “Honorables” cámaras del legislativo Nacional. Nosotros confiamos en la voluntad popular y en nuestros dirigentes, compañeros refrendados por el voto directo de las y los trabajadores.

En la letra “chica” con el FMI, aunque no está redactada. Esta la criminalización de las movilizaciones populares: La represión en la esquina de 7 y 49 a trabajadores de Astilleros. Está la imputación a nuestro compañero secretario general de ATE Ensenada Francisco Banegas, a Oscar De Isasi Secretario general de ATE y CTA-A provincia de Buenos Aires por el fiscal Marcelo Romero. Está la represión del 24 de octubre pasado con la persecución y detención de numerosos compañeros y compañeras.

En estos días con unidad en la lucha contra el presupuesto de la Gobernadora Vidal, acampamos frente al parlamento provincial y la gobernación, en Plaza San Martin. Con reflexión y debate sobre este presupuesto del ajuste. Tenemos profunda fe en nuestro pueblo que lucha y en nosotros mismos. También creemos que estamos en el camino correcto para superar los obstáculos y las barreras de este presente. En la construcción de una sociedad más justa y del mundo mejor que nos merecemos.

sitio desarrollado en SPIP