En un acto realizado en la ex ESMA
Entrega de documentación en el Archivo Nacional de la Memoria
Viernes 9 de septiembre de 2011, por Prensa ATE *
Enviar la referencia de este documento por email Versión para imprimir de este documento

En un acto realizado este viernes 9 en el Auditorio Alicia Eguren de Cooke, del Archivo Nacional de la Memoria, en la Ex Escuela de Mecánica de la Armada, el Presidente de ese registro, Dr. Ramón Torres Molina, recibió de representantes de ATE Nacional y ATE Capital Federal un Libro de Actas encontrado por trabajadores de Vías Navegables en el que puede reconstruirse parte de la política represiva implementada contra los trabajadores sindicalizados durante la última dictadura cívico militar.

Compartir este articulo:

En la jornada estuvieron presentes Julio Fuentes y Hugo Godoy, Secretarios General y Adjunto electos del Consejo Directivo Nacional de la Asociación Trabajadores del Estado (ATE-CTA); José Luis Matassa, Secretario General electo del Consejo Directivo Capital Federal; Carlos Lafforgue, del Archivo Nacional de la Memoria; Nora Cortiñas, de Madres de Plaza de Mayo Línea Fundadora; Enrique Fukman, de la Asociación Ex Detenidos y Desaparecidos; Ricardo Peidro secretario Adjunto de la CTA Nacional; Eduardo Jozami, Director del Centro Cultural de la Memoria; y Oscar Verón, Delegado General de la Junta Interna de Vías Navegables y Contrucciones Portuarias de ATE, entre otros dirigentes, delegados y trabajadores estatales.

En referencia al Libro de Actas, Julio Fuentes dijo: “En estos documentos se podrá encontrar lo trágico y lo tremendo de la dictadura, pero también lo fabuloso y esperanzador de nuestra lucha. En estas actas puede verse que cuando llegó el gobierno democrático en 1973, los compañeros de Vías Navegables realizaron asambleas a lo largo y ancho de todas sus dependencias. Analizaron las jefaturas que tenían, a que intereses respondían, y también en asambleas resolvieron pedirles la renuncia, para la posterior designación provisoria de compañeros que quedaran a cargo del organismo hasta que lo hiciera el Poder Ejecutivo Nacional, y así garantizar que Vías Navegables estuviera al servicio de un proyecto nacional y no al servicio de intereses ajenos a nuestra patria, como lo estaba haciendo la dictadura”.

Antes de realizar la entrega de los documentos, Fuentes agregó: “En este libro de actas puede verse cómo los militares condenaban las acciones de organización popular de los compañeros, que a nosotros hoy nos enorgullecen, y a las cuales sin duda hoy subscribiríamos. Esos trabajadores luchaban para que el Estado esté al servicio de la patria y de los intereses del pueblo argentino y no de las transnacionales. Con ese sabor amargo de lo nefasto pero con el orgullo por la pelea dada por los compañeros es que entregamos hoy esta documentación”.

Por su parte, Hugo Godoy expresó: “Quiero agradecerle a la Secretaría de Derechos Humanos por recibirnos. Es muy importante poder realizar la presentación de este documento en la Ex ESMA por el valor emblemático de este lugar, ya que este material que encontraron los trabajadores acredita una vez más que el objetivo central de la dictadura fue destruir la organización de la clase trabajadora y que nos tuvo como blanco fundamental”.

Godoy además habló del papel que debe jugar la sociedad en la búsqueda de justicia: “La mejor manera de garantizar que estos materiales puedan ser utilizados para atestiguar ante la Justicia, es entregarlos al Estado, ya que es el principal responsable de ser querellante de estos juicios contra la dictadura cívico militar. Este paso también lo estamos dando las organizaciones de trabajadores y de derechos humanos, pero es fundamental asumir el rol de denunciantes desde el lugar de Nación, de pueblo. Es de todos el deber de llevar adelante estas demandas a los responsables militares y civiles de esa dictadura”.

“Algunas de estas actas se encuentran firmadas por el almirante Noé Guevara, y están fechadas a partir del 26 de Marzo de 1976. El acta número uno de este Consejo de Personal hay documentación de la SIDE en la que se solicitaban informes, hay sugerencias de los funcionarios del organismo para justificar la detención de los trabajadores vinculándolos con otras organizaciones como el ERP o Montoneros. Puede verse, por ejemplo, la decisión del despido inmediato y la posterior persecución del “Negro” Aguirre, quien había sido Secretario General de ATE en Rosario y que pocos días después sufrió un ataque por una bomba instalada en su casa”, contó Godoy, que además recordó que la lucha no ha terminado: “Por último es importante decir que la entrega de este libro se está realizando a pocos días de que se cumplan cinco años desde la desaparición de Jorge Julio López, testigo en la causa contra los genocidas. Para los trabajadores es una impunidad por la que vamos a seguir reclamando, porque es necesario que se esclarezca y que se castigue a los responsables de la desaparición. No solamente de la persecución durante los años de la dictadura de todos aquellos argentinos y hermanos de otras naciones perseguidos en esta tierra, sino también, de las desapariciones pendientes en democracia”.

Por su parte, Ricardo Peidro aseguró: “Han pasado muchos años de lucha, en la que hemos pasado por juicios, hemos perdido amigos, compañeros y familiares, y sin embargo uno nunca deja de conmoverse. La Central de Trabajadores de la Argentina tiene desde sus comienzos un compromiso muy fuerte con el tema de derechos humanos, porque los militantes y organizaciones que conformaron a la CTA siempre se encargaron de reivindicar los derechos humanos. Así es la clase trabajadora: defensora de los derechos humanos, que incluyen derechos económicos, sociales y culturales. Este documento es historia de los trabajadores y trabajadoras de este país. Que estas actas sean presentadas en este lugar nos parece de suma importancia y nos parece fundamental que la CTA acompañe este momento”.

Fuente: www.ateargentina.org.ar

* Equipo de Comunicación de la Asociación Trabajadores del Estado (ATE-CTA)

sitio desarrollado en SPIP